Instrumentación soviética

Cuando he visto la reseña en Make, esta mañana, no he podido evitar lanzar una exclamación de asombro. Contemplar las imágenes que ofrece el Museo Kurchatov de Kazajistán supone viajar a otra época, incluso podría decirse que a otro mundo. He aquí algunas de las joyas que fueron utilizadas desde los años cuarenta y hasta la década de los setenta en Semipalatinsk, concretamente para realizar diversos estudios en un laboratorio de pruebas de armas nucleares.

Por cierto, y a modo de curiosidad relacionada con vetustas tecnologías, ya está disponible el número cinco de SteamPunk Magazine.


8 Comentarios

14.04.09

Instrumentación soviética

[c&p] Cuando he visto la reseña en Make, esta mañana, no he podido evitar lanzar una exclamación de asombro. Contemplar las imágenes que ofrece el Museo Kurchatov de Kazajistán supone viajar a otra época, incluso podría decirse que a otro mu…

14.04.09

Será todo lo vetustaque quieras, pero seguro que de ponerlas en marcha todavía funcionarían buena parte de ellas y serían capaz de cumplir su cometido, cosa que no podemos decir de tegnología más actual.

En cualquier caso el aspecto que tienen las maquinas son geniales, ese toque de la época tan característico es maravilloso.

14.04.09

#mortanauta: Tienes toda la razón, no me imagino a un sistema digital de hoy día funcionando dentro de cinco décadas. Por cierto, hay un detalle adicional que hace más atractivo el caso, pues se trata de paneles de instrumentos hechos “a mano” en gran parte, esto es, por los propios técnicos y científicos del laboratorio según sus necesidades. :-)

14.04.09

Nada de obsolescencia. Son preciosos los paneles.

Cada vez me maravilla más tu blog, Alejandro.
¿Obsolescencia? Os cuento una anécdota:
Hace cinco o seis años, estaba grabando un buen amigo mío su primer disco en una discográfica de las llamadas “grandes”, con mucha, última y cara tecnología. Aficionado como es él (mi amigo) a los ordenadores, programas y electrónica, le comentó al técnico de sonido que le habían asignado, como sacarían el mejor sonido.
-¿Quieres el mejor sonido?- preguntó el técnico.
-Por supuesto- contestó mi amigo.
El técnico se marchó y al poco regresó con una vetusta caja de madera que trataba con especial cuidado. La abrió y sacó de ella un gran micrófono de los años 50, de válvulas, con restos de saliva de los más grandes de la música (por qué no había ni dios con valor para limpiarlo y que se dañara la membrana, o eso le aseguró el técnico).
Pues aquello funcionaba, y no solamente eso, también sacaba mejor sonido que cualquiera de los modernos. Todos decían que era una delicia grabar con ese micrófono si no fuera por el miedo a que se estropeara (a ver a quién llamas tú para que lo arregle, como no sea a Clint Eastwood en Space Cowboys).
De toda la tecnología que había en ese estudio, lo que más le impacto fue ese micrófono.
Un saludo.

15.04.09

#Gregorio: La verdadera maravilla es contar con comentarios como el tuyo, un verdadero relato. Por cierto, he comenzado a leer alguno de tus relatos, pero lamentablemente casi no tengo tiempo para avanzar con ello. :-(

Pensaba poner un comentario “normal”, pero me he dicho: “Que demonios, hagámoslo más atractivo y no tan frío”.
Espero tu “crítica”.

15.04.09

#Gregorio: ¡Qué mal suena lo de “crítica”! ;-) La cosa va lenta, a ver si en verano me imprimo tus relatos y los voy disfrutando con calma porque ahora me es imposible.

Escribe un comentario

* Nombre, E-mail y comentario son requeridos.
(Tu correo no aparecerá publicado.)

Te encuentras en Tecnología Obsoleta,
blog editado por Alejandro Polanco Masa.



Eruditio inter prospera ornamentum inter adversa refugium - Laercio.

Contactar

Patrocinado por

Digital vector maps

Archivos

Categorías